LOADING

Type to search

Informes Anuales Reino Unido de Gran Bretaña

La conversación antisemita en el reporte del año 2017

Share
Source: CST

El nuevo reporte del Fondo de Seguridad Comunitaria – CST (por sus siglas en inglés Community Security Trust) sobre la conversación antisemita en Gran Bretaña de  2017 publicado hoy, examina la presencia de ideas o lenguaje antisemita y trata del antisemitismo en su totalidad en los principales medios de comunicación, en la política y en la discusión pública el año pasado. Los prejuicios o expresa hostilidad hacia judíos o a su respecto, simplemente por ser judíos, no es escuchada  frecuentemente en la vida pública en Gran Bretaña; pero la expresión y la transferencia de posicionamientos antisemitas sobre “sionistas” o sobre Israel, incluyen teorías de conspiración y abusos del recuerdo del holocausto son más frecuentes y a veces incluso son defendidas como parte legítima de la política identificada como de “políticamente correcta” durante el año 2017.

Las discrepancias sobre el antisemitismo en el partido laborista continuó existiendo en 2017, después de haber llegado a dimensiones nacionales en el año anterior (y continuará también en el año 2018). Pero el antisemitismo en la vida política no se limitó solamente al continuo antisemitismo en las filas del partido laborista. Otros políticos en distintas partes de la esfera política fueron acusados de hablar acerca “del lobby judío” o “del lobby israelí” en términos que recordaban teorías de conspiración antisemita. Un ejemplo de este fenómeno fueron proporcionados por Nigel Farage como así también por la red de televisión de Al Jazeera en 2017.

Las redes de comunicación social y el internet tuvieron un creciente papel dominante en la distribución y fortalecimiento de las ideas y creencias antisemitas durante el año 2017, asó crecieron los ejemplos de antisemitismo en grupos de Facebook que apoyan al partido laborista, y estos grupos cumplieron con una función especial haciendo que sus miembros se calmaran los unos a los otros diciendo que las alegaciones de antisemitismo en el partido eran mentiras o exageradas.

Durante, las reacciones a los sucesos en el Medio Oriente, o “incidentes desencadenantes”, ofrecieron un entorno en el cual se combinaron frecuentemente posiciones antisemitas con estereotipos. Una de las razones para eso fue el anuncio del presidente de los EE.UU., el señor Donald Trump, acerca de su intención de trasladar la embajada de EE.UU. en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

Por otro lado, la tragedia de la torre Grenfell sucedida en junio de 2017, sirvió a algunos para crear una teoría de conspiración que argumentaban que “sionistas” o judíos fueron responsables directa o indirectamente del fuego que cobró las vidas de 72 habitantes de las torre.

La mayor encuesta sobre las posiciones del público británico hacia los judíos fue llevado a cabo por el Fondo de Seguridad Comunitaria – CST fue publicado en 2017. En la misma se encontró que la mayoría del público en Gran Bretaña dijo que ellos sientes una relación positiva hacia los judíos, pero aún así las posturas antisemitas eran muy comunes. La encuesta suministró también una evidencia estadística sobre los niveles de antisemitismo en distintos subgrupos religiosos y políticos.

Con referencia al fenómeno de conversación antisemita en la vida pública, el CST reconoce lo complicado y los distintos matices frecuentemente encontrados en los esfuerzos de identificar un idioma antisemita que llega de personas que no son consientes o no reconocen su antisemitismo y que no entienden o consideran la influencia de sus palabras. El CST diferencia entre este tipo de lenguaje y los incidentes antisemitas, publicados en otros  reportes de incidentes antisemitas.